L’elisir d’amore, de Gaetano Donizetti (2004)

Auditorio de Tenerife, España

"Soledad Cardoso dio más relieve de lo habitual a la periférica Giannetta, porque su voz que en principio podría definirse de soubrette es de una calidad y de una dulzura ostentosas y porque la actriz es desenvuelta y la muchacha muy vistosa." Fernando Fraga

Scherzo